Porlamar
29 de enero de 2020





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Mayor apertura china atrae más aromas latinoamericanos
Frutas, café, flores... A medida que China promueve un mayor nivel de apertura al exterior, cada vez más productos agrícolas con los aromas y sabores típicos de América Latina se popularizan entre los consumidores chinos.
XINHUA

CORTESÍA

El café latinoamericano busca conquistar el paladar de la comunidad china. / CORTESÍA

14 Ene, 2020 | Desde los arándanos peruanos y las cerezas chilenas hasta las piñas panameñas y los bananos ecuatorianos, el apetito de los chinos por las frutas latinoamericanas parece no tener límite.

A pesar de la fuerte competencia entre países vecinos y los costos de la logística, en particular del transporte, los exportadores latinoamericanos y caribeños se han abierto ya un espacio significativo en el mercado de las frutas del país asiático.

Como resultado de la primera Exposición Internacional de Importaciones de China (CIIE, por sus siglas en inglés), a finales de 2019 llegó al puerto de Shanghai el primer lote de piñas doradas panameñas.

"El año 2018 se empezaron abrir las puertas, ahora esperamos seguir aumentando el número de clientes", dijo a Xinhua Julio Ronco Morales, representante de Augro Fresh S.A., una de las empresas certificadas en el país centroamericano para exportar piñas a China, y que participó en la segunda CIIE, entre el 5 y el 10 de noviembre de 2019 en Shanghai.

Después de las piñas, China abrió el año pasado su mercado a las peras chilenas, los melones brasileños y los aguacates colombianos, ofreciendo más opciones a sus consumidores domésticos y más oportunidades para los agricultores latinoamericanos.

El aguacate, llamado palta en algunos países, es un ejemplo particular de la apertura china a las frutas de América Latina. En 2015, China solo importaba aguacates de México, pero pronto autorizó la entrada de los de Perú, Chile y Colombia, y hoy, lejos de ser raros, son casi omnipresentes, tanto en hogares como en restaurantes.

Para facilitar la llegada de la fruta, de 2016 a 2018, el país asiático redujo los aranceles provisionales a los aguacates frescos importados al 7 por ciento. Y a partir de 2020, los que se aplican a los aguacates congelados bajaron también al 7 por ciento, muy lejos del antiguo 30 por ciento.

Los bananos latinoamericanos también son bien recibidos en China. La empresa Goodfarmer Food de Shanghai, una importante distribuidora de productos agrícolas en el país, comercializa plátanos provenientes de Ecuador, Costa Rica y Colombia.

Wang Tianshui, gerente comercial de la compañía, dijo a Xinhua que su volumen actual de importación alcanza los 300 contenedores semanales, el 80 por ciento de los cuales proviene de Ecuador.

"Los plátanos ecuatorianos son más dulces, grandes y con cáscara más gruesa, lo que facilita el transporte y la conservación", explicó.

El tamaño del mercado chino atrae tanto a grandes como a pequeñas empresas, lo que beneficia a los consumidores, que encuentran más opciones y diferentes rangos de precios en el mercado.

De acuerdo con datos de la Cámara de Comercio de Importación y Exportación de Alimentos, Productos Autóctonos y Derivados de Animales de China, en 2018 el país importó casi 5,53 millones de toneladas de fruta, un incremento del 25 por ciento en relación con el año anterior.

EL CAFÉ, GANÁNDOLE MERCADO AL TÉ

CORTESÍA

Panamá colocó su primera exportación de piñas doradas. / CORTESÍA

Los productores de café de América Latina, una región conocida por la calidad de sus granos, buscan posicionarse en el mercado chino y satisfacer la creciente demanda por la bebida entre los consumidores del país asiático.

A pesar de la distancia geográfica, los empresarios latinoamericanos confían en poder ganarse a los consumidores chinos, cuya preferencia histórica por el té ha dado algo de espacio en los últimos años a una pujante industria del café.

Según datos de la Organización Internacional del Café, el consumo del país asiático crece a una velocidad anual promedio del 15 por ciento, muy por encima del 2 por ciento mundial, y se espera que el volumen del mercado chino alcance para 2020 los 300.000 millones de yuanes (unos 42.979 millones de dólares).

El creciente poder adquisitivo de los chinos y su deseo de consumir bienes de alta calidad, abre espacios también para los pequeños productores de café de América Latina, que cultivan granos selectos en pequeñas cantidades para mercados muy específicos.

En el marco de la 2ª CIIE, la cooperativa cafetera de Costa Rica, Coopelibertad, alcanzó un preacuerdo de compras por valor de 5 millones de dólares para los próximos cinco años con la compañía de alimentos Kepeng de Shanghai.

"Estamos buscando una nueva forma de que el café permita mejores condiciones de vida a quienes lo cultivan", dijo a Xinhua Olga González, una de las productoras de la cooperativa, quien asistió a la feria en representación de unos 1.100 pequeños y medianos caficultores de Costa Rica agrupados en Coopelibertad.

González señaló que en algunas ciudades pequeñas del interior del país se está empezando a practicar la cultura del café, lo que supone más potencialidad.

FLORES, AROMA Y BELLEZA DE LATINOAMÉRICA EN CHINA

CORTESÍA

Las flores ecuatorianas y colombianas se abren espacio en China / CORTESÍA

En los últimos años, cada Día Internacional de la Mujer, el consulado general de Ecuador en Guangzhou organiza actividades para promocionar sus rosas y otras variedades de flores.

En 2018, Ecuador se convirtió en una de las principales fuentes de flores importadas de China, al venderle 13 millones de dólares, según datos de la embajada del país andino.

Colombia, otro importante exportador de flores a nivel mundial, también ha puesto su mirada en China.

Flavia Santoro, presidenta de ProColombia, dijo en una entrevista con Xinhua que las flores colombianas son la muestra de la biodiversidad y la naturaleza de su país, y que China es un mercado muy importante.

"Estamos creciendo en ese mercado y estamos acompañando a la Asociación Colombiana de Exportadores de Flores. Ya hay una estrategia conjunta para el crecimiento y la llegada de más flores, de mayor diversidad de flores (al mercado chino)", manifestó.

En julio de 2019, durante la visita a China del presidente colombiano, Iván Duque, los dos países alcanzaron varios acuerdos importantes para la cooperación económica y comercial. Entre ellos destaca la intención de estudiar la posibilidad de abrir vuelos directos, lo que fomentaría la exportación de productos agrícolas colombianos a China, incluidas las flores.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES